El deterioro del Arco de la Victoria para regocijo podemita

El Arco de la Victoria es uno de los monumentos que mejor conmemoran la victoria de Franco ante la República, que empezó con una sublevación hace ya 81 años. El Arco, erigido entre 1950 y 1956 y de más de 30 metros de alto, está en una de las entradas del Oeste de Madrid y se puede ver visiblemente deteriorado, para alegría de los podemitas.

Como se puede ver, el deterioro es evidente a primera vista por fuera, pero si se entra dentro del monumento también se puede observar que el hecho de que no se le dé ningún uso y el olvido le está pasando factura. Peldaños rotos, paredes rasgadas y el techo medio cayéndose son algunos de los signos que ofrece ahora este arco.

Evidentemente su remodelación se debería llevar a cabo por el Ayuntamiento podemita de Carmena, por la cual cosa ya nos podemos despedir por un tiempo de ver relucir de nuevo a este monumento.

Loading...