La Generalitat valenciana se carga la fiesta de “Moros y Cristianos” para no ofender a los musulmanes

La ralea podemita sigue con su intención de cargárselo todo. La Generalitat valenciana, gobernada por socialistas y podemitas, ha tomado una serie de medidas contra las tradiciones españolas. Una de estas tradiciones es la fiesta de Moros y Cristianos que reúne anualmente miles de visitantes que asisten al bonito espectáculo. Pero ahora el podemismo considera que esta fiesta ofende a los musulmanes y, por lo tanto, es susceptible de ser eliminada y ser sustituida por otra más del agrado de esa comunidad.

Ni que decir tiene que Pablo Iglesias está encantado con la medida. Seguramente se lo transmitió al embajador de Qatar en la manifestación de Barcelona que tuvo lugar el sábado pasado.

Loading...