Un pueblo socialista retira placas franquistas para que sus votantes olviden quién les dio la casa

El ayuntamiento de Cornellà de Llobregat ha retirado las 49 placas que se instalaron en su día en la ciudad por el Ministerio  Franquista. Todo parecía indicar que se iban a quedar cuando desde el consistorio se dio una orden por la supuesta “eliminación de los espacios públicos que hagan referencia a la historia franquista.

Las placas se han retirado para egoísmo del Ayuntamiento al no reconocer o intentar que todo el municipio se olvidase de por quien había sido construido los edificios señalados ( gracias a la época franquista).

 

 

Loading...